20 oct. 2012

(Por La Retaguardia) Esta semana, el tribunal encargado de resolver las apelaciones dispuso aumentar las penas de la mayoría de los condenados, entre ellos Omar Chabán, Patricio Fontanet, Raúl Argañaraz. De todos modos, permanecerán en libertad hasta que esta nueva sentencia quede firme. Cristina Bernasconi, mamá de Nicolás Landoni, fallecido el 30 de diciembre de 2004 en el boliche de Once, nos dejó sus impresiones tras conocer este fallo.

“La verdad que nos tomó de sorpresa”, manifestó Cristina Bernasconi acerca de cómo recibieron los familiares y amigos de víctimas de la Masacre de Cromañón el fallo dado a conocer esta semana por la Cámara Federal de Casación Penal. “Nosotros esperábamos que se aumenten las condenas pero también es doloroso porque los chicos no están. Estamos obteniendo un poco de justicia y yo creo que lo más importante es que con esto uno puede sentar un precedente para otros casos de impunidad que hay, que se están revirtiendo algunos, otros no. Creo que es un precedente muy importante para, por nombrar alguno, el accidente ferroviario en Once con cincuenta y dos víctimas, que es el más reciente. La verdad que nos tomó de sorpresa, igual no van a prisión, se fijaron las penas pero todavía no van a ir presos”, agregó.
La Sala III de la Cámara, integrada por los jueces Eduardo Riggi, Liliana Catucci y Mariano Borinsky, condenó a diez años y nueve meses de prisión al gerenciador del boliche “República Cromañón” Omar Emir Chabán (previamente había recibido ocho años); a cinco años al ex manager de “Callejeros” Diego Marcelo Argañaraz (confirmando su pena anterior); a siete años de prisión al líder de la banda, Patricio Fontanet (en lugar de cinco); a seis años al baterista Eduardo Vázquez; a cinco a los restantes músicos del grupo (Christian Torrejón, Juan Carbone, Maximiliano Djerfy y Elio Delgado); a tres años al escenógrafo de la banda, Daniel Cardell; y a seis años de prisión a Raúl Villarreal, jefe de seguridad del lugar y mano derecha de Chabán, por los delitos de incendio culposo seguido de muerte y cohecho.
A su vez, los funcionarios públicos también quedaron condenados. Fabiana Fiszbin (ex subsecretaria de Control Comunal del gobierno porteño) a cuatro años de prisión, Gustavo Torres (ex director general de Fiscalización y Control) a tres años y nueves meses, y Ana María Fernández (ex directora adjunta de Fiscalización y Control) a tres años y seis meses de prisión, por el delito de omisión de deberes de funcionario público en concurso ideal con incendio culposo seguido de muerte. Finalmente, el subcomisario Carlos Rubén Díaz recibió una pena de ocho años de prisión e inhabilitación especial perpetua, por los delitos de incendio culposo seguido de muerte y cohecho. 
“Cambió lo que tiene que ver con los músicos de Callejeros y también el tema con Villarreal, porque estaba condenado a un año de prisión con trabajos comunitarios. También se le aumentó (la pena) a Chabán. Pero a quien le dieron más pena de todos los integrantes de Callejeros fue a Patricio Fontanet”, resumió Bernasconi. Sin embargo, tanto ella como el resto de los familiares de las 194 víctimas y los sobrevivientes del incendio en Cromañón saben que aquí no se cierra el caso: “lamentablemente nos ha avisado nuestra querella Iglesias-Campos que ahora hay todo un problema con el TOC (Tribunal Oral en lo Criminal) 24, que aparentemente terminaría esto en la Corte, y mientras tanto todos los condenados (siguen) en libertad”. 
La decisión ahora deberá ser del propio TOC 24, que tendrá que resolver si ordena alguna detención o ratifica las excarcelaciones hasta que el fallo quede firme. Las partes anticiparon que apelarán en recurso extraordinario a la Corte Suprema de Justicia de la Nación. Tanto las querellas como el fiscal Raúl Pleé ya presentaron a su vez los pedidos de detención de los condenados. 
Cabe recordar que el TOC 24 había condenado originalmente en agosto de 2009 a penas más duras en algunos casos, como el de Chabán (20 años) y el del ex manager Argañaraz (18 años), y otras más leves como las funcionarias Fiszbin y Fernández (dos años). En ese momento, las condenas fueron por los delitos de estrago doloso, cohecho (pago y cobro de coimas) y omisión de sus deberes para los ex funcionarios públicos. En esa oportunidad además se había absuelto a los músicos de Callejeros Patricio, al ex comisario Miguel Ángel Belay y al ex funcionario Gustavo Torres. 
El fallo fue apelado y en abril del año pasado, Casación modificó algunas de las condenas (en el caso de Chabán pasando de estrago doloso a culposo) y revocó la absolución de los músicos. Ante estos cambios, el Tribunal Oral 24 dictó nuevas penas que son las que fueron aumentadas, en su mayoría, esta semana por Casación.

DESCARGAR

0 comentarios:

Publicar un comentario