18 ene. 2013

(Por La Retaguardia) En una ciudad donde unas pocas empresas periodísticas seleccionan, ocultan y difunden la información en función de sus propios intereses, existen también medios populares, alternativos y comunitarios que buscan darle espacio y voz a sectores que no son los protagonistas de las playas top o de las obras de teatro de revista que inundan esta localidad durante la temporada de verano. Uno de ellos es el colectivo Comuna. 
Dialogamos con Silvina Tati Sánchez, una de sus integrantes, sobre cómo es hacer comunicación alternativa en La Feliz.

“Comuna es un proyecto alternativo, lo cual significa que nuestra intención comunicativa se encuentra por fuera de los parámetros convencionales impuestos por los grandes multimedios. Somos alternativos en tanto nos oponemos a los modos de comunicación hegemónicos, y puesto que entendemos que la comunicación concebida de esa forma no hace más que legitimar el sistema de dominación que reproduce la lógica de opresores y oprimidos. La comunicación como un producto social y colectivo no puede estar en función de intereses sectoriales. Entendida ella como un bien común, nos proponemos como tarea la difusión y socialización de lo que siempre debió ser propiedad de todos. Nuestra pretensión fundamental como colectivo es mostrar la realidad de aquellos sectores marginados de la sociedad con el fin de contribuir en alguna medida a su emancipación”, así se presenta en su blog este colectivo de comunicación de Mar del Plata que ya tiene un año de historia y que está conformado por un grupo de militantes proveniente de distintos lugares. Hay periodistas, fotógrafos, estudiantes de letras, de filosofía, docentes y trabajadores.
“Decidimos salir a la calle, a la ciudad de Mar del Plata y ofrecer algo propio que le faltara a la ciudad y que esté al servicio de la ciudad y de la gente que no se escucha o no se ve. Nos dimos cuenta que las cosas que veníamos haciendo antes eran bastante parecidas a lo que es comunicar o dar a conocer información  que está guardada o que la mayoría de la gente no ve. Decidimos hacer un colectivo de comunicación en esta ciudad donde los medios son bastante monopólicos. El señor Andrés Iglesias, amo y señor de Mar del Plata, controla los medios de toda la ciudad. Si leen La Capital se enterarán de que 'estalló el verano'. Que está todo bien, que es una ciudad muy linda. Pero no siempre la información que se da en esos medios es la correcta. Hacer comunicación en Mar del Plata depende de dónde busques información, algunas cosas las podés encontrar, hay otras informaciones que están bastante vedadas”, explica la periodista en diálogo con La Retaguardia.
Comuna y La Retaguardia felices por tras el trabajo compartido
El contrapeso de esa situación aún es incipiente: “hay medios radiales, creo que son dos gráficos pero tampoco se tiene mucha llegada; cuesta en una ciudad donde está tan monopolizada la información, y los medios empiezan a darse a conocer como de a pasitos”.
Aunque los pasos sean, en principio, cortos, es importante que el recorrido de los medios alternativos sea constante, para darles voz a quienes necesitan que se conozca cuál es la realidad que se vive en los barrios periféricos, alejados del centro turístico de Mar del Plata. Y Comuna va por ese camino: recién integrados a la Red Nacional de Medios Alternativos (RNMA), apuestan a que esa masividad que nuestros medios aún no tienen, se repare con la construcción de una red que dé batalla en la pelea desigual contra los monopolios.

0 comentarios:

Publicar un comentario