29 jun. 2013

(Por La Retaguardia) La Comisión Nacional de Museos, Monumentos y Lugares Históricos, que depende de la Secretaría de Cultura de la Nación, respondió a una nota enviada por la Asociación de Ex Detenidos Desaparecidos en la que se informaba acerca del proyecto del gobierno nacional que pretende modificar el Casino, ubicado dentro del predio de la Escuela de Mecánica de la Armada y declarado Monumento Histórico, para darle una utilización museográfica. En la respuesta, se refiere al lugar en disputa como un "monumento intangible".
La iniciativa para modificar el Casino de Oficiales de la ESMA recibió fuertes rechazos de parte de sobrevivientes y distintas organizaciones populares. Ahora se suma la Comisión Nacional, cuyo Comité Ejecutivo manifestó que una puesta museográfica en ese lugar alteraría sus valores como espacio memorial.

En la nota, la Comisión pide conocer detalles del proyecto para poder dar además una respuesta museográfica. De esta manera, la Comisión se suma a los rechazos generados tras conocerse el proyecto que, según denunciaron desde la AEDD, consiste en la realización de una intervención de luces, sonidos e imágenes dentro mismo del Casino de Oficiales y hasta una fuente de agua en el emblemático sótano del edificio que está bajo la custodia del Instituto Espacio para la Memoria (IEM). “Sería una especie de pasillo que recorre el Casino, con dos paredes de acrílico transparente a los costados donde habría imágenes, sonido, luces, para explicar lo que pasaba ahí dentro. En nuestra opinión esto le va a quitar todo el sentido a lo que ahí ocurrió, se va a ir transformando en un show mediático”, expresó sobre el tema Osvaldo Barros, integrante de la Asociación. “Ese lugar además funcionó como centro de inteligencia donde se planificaban los secuestros y exterminio, y ahora está programado poner luces y fotos de caras de compañeros y de secuestradores. También pretenden poner fuentes con agua y juego de luces en el medio donde había mano de obra esclava de los compañeros, donde se los torturaba", agregó consternado, pero sin perder la calma en su voz. Durante la última dictadura cívico militar, en el Casino de Oficiales funcionaron los lugares de tortura (Capucha y Capuchita), el sector de “admisión” al que iban los secuestrados apenas llegaban (Huevera, donde se los torturaba por primera vez), y los espacios donde se los sometía a trabajo esclavo. Todo este lugar se encuentra igual que como fue entregado por la Marina en 1983. Actualmente, se encuentra bajo la administración del Instituto Espacio para la Memoria (IEM), un ente en el que convive el gobierno de la Ciudad de Buenos Aires con algunos organismos de derechos humanos (Madres de Plaza de Mayo LF, Serpaj, Liga Argentina por los Derechos del Hombre, Hermanos, entre otros). Ana María Careaga, ex directora y actual miembro del Consejo Directivo del IEM había aclarado, en diálogo con La Retaguardia, que en el convenio de creación del Instituto se había contemplado que el Casino sería preservado como un lugar de memoria vinculado a los hechos del Terrorismo de Estado y que, como tal, no podía ser modificado. Los sobrevivientes, además, explicaron que aún pueden encontrarse pruebas para juzgar a los responsables de los delitos de lesa humanidad cometidos en ese centro clandestino de detención, tortura y exterminio. Cabe recordar que actualmente está en instancia de oral y público el tercer tramo de esta causa, y aún hay quedan otros tramos en etapa de instrucción. Guillermo Friele es el fiscal que junto a la doctora Mercedes Soiza Reilly lleva adelante la representación del Ministerio Público Fiscal en estos megajuicios. Respecto al proyecto de modificación del Casino de Oficiales, Friele hizo referencia a una medida de no innovar dictada por el juez de instrucción Sergio Torres: “como se sigue investigando, recabando datos e información en cuanto a nuevas víctimas, creo que en el proceso de conocimiento que estamos llevando adelante en todas las instancias judiciales esto va a seguir ocurriendo, y justamente es el juez de instrucción el que dice que no se le puede modificar el estado de cosas porque hay que seguir investigando”, detalló el fiscal. A los rechazos que generó en sobrevivientes y distintos organismos de derechos humanos el proyecto para la puesta museográfica en este sector de la ESMA, ahora se ha sumado la Comisión Nacional de Museos, Monumentos y Lugares Históricos, que coincide en que de llevarse a cabo esta iniciativa se podría alterar los valores como espacio memorial del Casino de Oficiales.



0 comentarios:

Publicar un comentario