30 sept. 2013

(Por RNMA) Tras la represión en Córdoba que dejó varios heridos y dos mujeres detenidas, la RNMA transmite en vivo desde Córdoba en el acampe contra Monsanto. Podés escucharlo en www.rnma.org.ar y en Radio La Retaguardia, entre otras emisoras de todos el país.
Desde primeras horas de la mañana de este lunes comenzó a incrementarse la presencia policial en la zona, mientras los obreros realizaban una asamblea en el interior del predio junto a referentes de la UOCRA. Al terminar la asamblea, los obreros se fueron al portón de acceso  y uno de ellos avisó que ya venían los camiones y que los iban a desalojar.
En determinado momento, la policía comenzó a desplazarse desde el lateral donde estaban apostados impidiendo el acceso al portón, buscando desalojar a la gente y retirando los postes las cosas del acampe y corte, avanzando y corriendo a las personas hasta la altura de la banquina. 
Ante la llegada de cinco camiones, las Madres de Ituzaingó y otras personas se acostaron prácticamente bajo las ruedas del camión, que en este momento ha retrocedido varios metros. Allí hubo fuertes forcejeos para retirarlas y fueron golpeadas y rociadas con gas pimienta varias personas, aunque no hay heridos. 
Al grito de "queremos ver la orden!", lxs manifestantes exigieron que se muestre la orden de desalojo, cosa que hasta el momento no ha sucedido. 
Hay dos mujeres detenidas, Eugenia Zuleta y Candelaria Lacour de la Casa 1234 que ya fueron trasladadas en un patrullero.
Si bien se supo que Sofía Gatica, una de las Madres de Ituzaingó Anexo, presente en el lugar, tuvo que ser enviada al Hospital de Urgencias por contusiones provocadas en la represión policial; aun no hay información concreta respecto a los otros heridos.
En este momento, hay unos 30 o 40 policías, 30 o 40 guardias de infantería y el ETER, además de un policía que se sencuentra fotografiando y filmando a lxs manifestantes.
Desde hace 13 días que asambleístas acampan y bloquen las entradas de la planta en construcción de la multinacional Monsanto. La resistencia sigue, pese a los oídos sordos de los gobiernos municipal, provincial y nacional, el cerco mediático de los medios hegemónicos, los aprietes de la UOCRA, la amenazante presencia de las fuerzas de "seguridad" de la provincia, el frío, el viento y el calor. no permitiendo el ingreso a camiones y materiales de construcción. La exigencia principal es la realización de una consulta popular para decidir el futuro de la planta de tratamiento de semillas de Monsanto y el cumplimiento de la Ley General del Ambiente, N° 25.675, que obliga a que la empresa presente un estudio de impacto ambiental completo previo a la construcción de la obra.


                                          

0 comentarios:

Publicar un comentario