5 may. 2014

La última carta del IEM se jugará
el jueves en la legislatura porteña
(Por La Retaguardia) Este jueves 8 de mayo, los bloques en la Legislatura porteña del FPV y el PRO intentarán nuevamente tratar el proyecto de ley enviado por el Ejecutivo de la Ciudad de Buenos Aires. La última vez les faltó un voto, en este caso tendrían los legisladores necesarios para la aprobación de esta iniciativa que cuenta con una fuerte oposición de parte de algunos organismos de derechos humanos. En el marco del segundo programa de Oral y Público emitido desde la 40° Feria Internacional del Libro, escuchamos las opiniones de Nora Cortiñas de Madres de Plaza de Mayo-Línea Fundadora, y Elsa Pavón, presidenta de la Asociación Anahí.

El Instituto Espacio para la Memoria fue creado en 2004 como un ente autárquico y autónomo, y está integrado por representantes de distintos organismos de derechos humanos como Madres de Plaza de Mayo-Línea Fundadora, Hermanos de desaparecidos por la verdad y la justicia, Liga Argentina por los Derechos del Hombre, la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos, Serpaj, y el Movimiento Ecuménico de Derechos Humanos. El IEM funciona con un presupuesto de la Ciudad de Buenos Aires y tiene a su cargo la administración de los sitios de memoria de la ciudad y la preservación de la memoria de lo que sucedió durante el Terrorismo de Estado.
En el marco del acuerdo entre los gobiernos nacional y porteño por el traspaso de los sitios de memoria del ámbito de la Ciudad al de la Secretaría de Derechos Humanos de la Nación, el jefe de gobierno Mauricio Macri envió un proyecto de ley que propone la disolución del Instituto Espacio para la Memoria. Al ser consultada sobre esta iniciativa, Elsa Pavón, presidenta de la Asociación Anahí y abuela de la primera nieta recuperada, afirmó que la principal sensación que le genera es asombro: “el IEM fue creado para la conservación de los distintos espacios de memoria, y lo ha ido cumpliendo desde 2004. Yo en este momento soy presidenta de la Asociación Anahí, una institución creada justamente para la memoria, y tenemos un convenio con el IEM dentro del marco del trabajo. A mí me parece que si aprueban esta ley, vamos a perder muchísimo porque dentro del IEM están a su cargo cinco, seis centros y los perderíamos… perderíamos todo. Voy a ser un poco dura, pero el gobierno (nacional) va a durar un año más, ¿qué va a pasar con eso?, si hace años que se está luchando con el gobierno de la Ciudad para poder conseguir los medios, que figuraban en la ley, para poder funcionar, qué va a pasar después cuando pase al Estado (nacional), es el punto final, es la desaparición de la memoria, de los sitios de memoria, de todos los centros, ¿qué va a pasar con esto?, en el IEM están plasmados casi cuarenta años de historia de los organismos de derechos humanos, desde antes de la represión, con la Triple A, pero todo eso se va a perder, dónde va a quedar, ¿acá no pasó nada? De hecho se quiso modificar en la ESMA el Casino de Oficiales y no lo pudieron lograr porque los ex detenidos pudieron pararlo, pero qué va a pasar si esto queda solamente dentro del parlamento. A mí me parece que sería como el cierre, el punto final, como la reconciliación que no queremos. Yo lo decía hoy en privado, que para la reconciliación nos van a tener que matar a todos, a las Madres, a las Abuelas... es la única manera, porque yo no me reconcilio con nadie. Ni las Madres, ni los hijos, ni los familiares se reconcilian con nadie. Yo no soy quien para reconciliarme en nombre de mi hija y de mi yerno, tendrían que estar ellos para venir a reconciliarse porque ellos fueron los que sufrieron, yo no”.
En este sentido, Pavón afirmó que es imprescindible preservar el IEM para preservar la memoria y que se siga trabajando por el Nunca Más: “para que sigamos protegiendo los centros que son la exposición de la memoria de lo que pasó en nuestro país durante la época de la represión cívico militar, y como dice Chicha (Mariani), también eclesiástica”, agregó.
Nora Cortiñas de Madres de Plaza de Mayo-Línea Fundadora criticó además la forma en que se está intentando destruir el IEM: “dista mucho de la ética. No se hizo ninguna reunión para ver qué pensaba toda la gente que conformamos este Instituto, que es la memoria de ahora, la memoria futura para nuestros hijos y nietos. Han demostrado que molestaba la autonomía, la independencia con la que se ha movido este instituto, el respeto tan grande especialmente a las víctimas del Terrorismo de Estado, el respeto por los familiares, hacer la historia día por día, se puede pasar por allí a buscar libros muy importantes, el último creo que es sobre la historia del Terrorismo de Estado, sirve para los colegios, universidades, está todo detallado por gente idónea que ha forjado esta historia que viene de atrás para ir sabiendo por qué llegamos a esa última dictadura cívico militar religiosa. Es tan irregular el camino tomado para apropiárselo que ni siquiera va a pasar por el Congreso como es debido, con información para todos los legisladores, ni siquiera los integrantes de esta Legislatura saben la historia de este instituto, creo que han procedido muy ligeramente, como que hay que firmar sí o no sin investigar la importancia que tiene para el pueblo argentino”.
En el marco del programa de Oral y Público, emitido desde el stand del IEM en la Feria del Libro, Cortiñas reconoció que tiene miedo de que, con todas estas iniciativas de los gobiernos nacional y porteño, se termine banalizando el horror: “no quiero que los campos de concentración sirvan para una distracción de un domingo de una familia, donde mientras los padres entran en los sitios donde se torturó, los chicos jueguen en la sala de armas, en el playón donde se torturó y se llevó gente, y encuentren como una distracción de un domingo, porque acá hay muchos lugares para distracción, no tienen por qué usarse estos lugares. Es como si los campos de concentración del nazismo se usarán para una distracción y para pasar el domingo. El miedo es esta apropiación de parte del Estado nacional, donde teníamos un lugar independiente, autónomo, donde costaba mucho inclusive conseguir presupuesto. Íbamos nosotros, una delegación con Adolfo Pérez Esquivel, integrantes de otros organismos, a presentar el presupuesto y después Macri daba lo que se le daba la gana y hacía poner en duda la administración de ese IEM, diciendo que si no había plata era porque quizás habían  malgastado dinero”.
Cortiñas calificó la conducta del Ejecutivo porteño como un armado diabólico y siniestro: “ha hecho correr una historia de infundios que es muy dolorosa, entonces cuando nosotros decimos que hay que defenderlo, hay que hacerlo porque es lo único que nos queda, porque ahora en cada organismo hay gente que perdió un poco ese rumbo de independencia y está apoyando las políticas, ‘esto lo vamos a pasar por alto, esto también’, y este instituto era el único que se mantenía con la historia respetando la verdad y la propia historia de cada persona que fue a aportar a los juicios toda esa verdad y sufrimiento, yo creo que sería un grave error del gobierno si sigue este camino, y además para apropiarse y destruir esta historia nuestra tan dolorosa. Creo que los que podemos tenemos que expresarnos para decir que esto no se toca, aquí no pasarán, creo que es un compromiso muy fuerte nuestro defender el IEM, y yo creo que si nosotros miramos para otro lado, cuando pase el tiempo veremos que entonces no nos queda nada. Hay que apoyar la defensa del IEM por nuestros hijos, nietos, bisnietos, tenemos que preservar la historia”.
Nora Cortiñas agradeció a todos los que dirigieron e integraron el Instituto Espacio para la Memoria y convocó a estar atentos y movilizados el próximo jueves 8 de mayo, en caso de que efectivamente se trate en el recinto de la Legislatura porteña el proyecto de disolución del IEM.
Quienes quieran sumar su apoyo y manifestarse en contra de esta iniciativa del Ejecutivo de la Ciudad de Buenos Aires pueden firmar la petición “NO A LA DISOLUCIÓN DEL INSTITUTO ESPACIO PARA LA MEMORIA”.

0 comentarios:

Publicar un comentario