1 jun. 2014


Sandoval será juzgado en Argentina
(Por La Retaguardia) Tras años de reclamos de familiares de víctimas y organismos de derechos humanos, el ex oficial de la Policía Federal - apodado Churrasco o Churrasquito- tendrá que volver a la Argentina para ser juzgado por un solo caso: la desaparición del estudiante Hernán Abriata. A horas de esta decisión, Víctor Basterra, sobreviviente de la ESMA, nos dejó una pintura de Sandoval.



Sergio Torres, juez de instrucción de la megacausa ESMA, ex CCDTyE donde actuó Mario Alfredo Sandoval, había solicitado la extradición por su participación en 602 casos de delitos de lesa humanidad. Sin embargo, la justicia francesa lo concedió por uno solo, el del estudiante de arquitectura desaparecido Hernán Abriata, que fue secuestrado el 30 de octubre de 1976 en su casa familiar, y luego visto por varios sobrevivientes en el centro clandestino de detención que funcionó en el predio de la Escuela de Mecánica de la Armada.
Al respecto, la Cámara de Instrucción de París resolvió que la responsabilidad de juzgamiento le corresponde a la Argentina, y le dio al acusado cinco días para presentar una apelación, plazo que vence este lunes 2 de junio. Además, la Cámara estableció que la pena que reciba el represor, en función del delito por el que está siendo juzgado, no puede ser mayor de quince años.
Víctor Basterra, sobreviviente de la ESMA, conoció a Sandoval en 1980 cuando aún estaba secuestrado: “en realidad para mí era Churrasquito. Así le decían porque era un tipo muy atildadito –recordó en diálogo con Oral y Público–, de esos tipos que venían medio siniestros, oscuros. Aunque lo conocí en el año ’80, ya venía de antes, de mucho antes, seguramente ya había pasado por Coordinación Federal, por el circuito ABO (Atlético-Banco-Olimpo) porque formaba parte de esa camada de tipos que ingresaron e integraron el grupo de tareas de la ESMA. En el año ’80 aparecía periódicamente trayendo y llevando información, pertenecía a la Policía Federal, estos tipos se encargaban de hacer todo un seguimiento de las historias y de la resolución de la vida o muerte de los compañeros, siempre muy atildado, muy bien vestido, era un caballerito inglés. Este tipo resulta que después aparece como asesor de Sarkozy”.
En 2012 se supo que Mario Alfredo Sandoval vivía en Francia, tenía otra identidad y era asesor en el área de Defensa y Seguridad del gobierno de ese país, durante la presidencia de Nicolás Sarkozy. Luego de este descubrimiento, el juez Torres solicitó su captura internacional. Dos años después, y tras infinidad de reclamos, la justicia francesa finalmente se expidió aceptando su extradición por un solo caso. Es de esperar que una vez en la Argentina, Sandoval pueda también ser juzgado por todos los delitos que cometió durante el Terrorismo de Estado.

0 comentarios:

Publicar un comentario