25 sept. 2015

Dialogamos con Silvina de los Santos, vecina de Jáchal, mientras se desarrollaba una asamblea en la que organizaban la movilización que harán hoy viernes hacia la capital de San Juan. Cómo es la vida cotidiana en el pueblo sanjuanino tras el derrame de 1.000.000 de litros desolución cianurada por parte del emprendimiento minero Veladero de Barrick Gold; la organización de los vecinos y las mentiras de la empresa y el gobierno. (Por La Retaguardia)

“Las informaciones que nos llegan de parte de la empresa y del gobierno son bastante mentirosas. En un principio habían reconocido el derrame de 15.000 litros de agua cianurada, después fueron 224.000 litros en el período de una hora y media, y ahora sabemos que la empresa ha informado que es 1.000.000 de litros lo que se ha derramado. Este es un dato oficial, el derrame habría comenzado a las 20 horas del día 12 de setiembre, y no el 13 como se nos había informado, y habría concluido según lo que ellos dicen a las 5 de la mañana del domingo 13. Han sido varias horas de derrame reconocido por ellos, pero ahora ya desconfiamos del millón, porque de 15.000 litros pasamos a 224.000 y luego a un millón, hay una diferencia abismal”, explicó Silvina de los Santos en diálogo con La Retaguardia.
Al reconocimiento por parte de la cantidad de agua cianurada derramada se suma un informe oficial de la empresa que dice que la contaminación no alcanzó al Río Jáchal. Al respecto, De los Santos aseguró que es imposible que esto ocurra: “nos han mentido a cara descubierta, dándonos unos resultados de 0,0 milígramos por litro de cianuro a lo largo del Río Jáchal, cuando nosotros tenemos resultados del año 2007 en los que nuestra agua presentaba cianuro en una proporción de 0,2 y 0,04 milígramos por litro en la planta departamental y en la planta potabilizadora, pasa que ese valor está dentro de los valores que no son nocivos para la salud humana según indica el código alimentario argentino. Encima nos quieren hacer creer ahora con ese 0,0 que la minera mejoró la calidad del agua en Jáchal. Nos han mentido muy gravemente”.

Las consecuencias del derrame en lo cotidiano

“Desde el minuto uno que nos enteramos de esta situación a través de un mensaje de whatsapp que fue aproximadamente a las 22.30 del domingo 13, nos ha cambiado la vida muchísimo. En el cotidiano, levantarse, ir al baño, cepillarse los dientes y preguntarnos si nos enjuagamos la boca con el agua de la canilla o no, buscas la botella de agua, vas a poner el agua para tomar un mate o un café y agarrás el bidón. Hay un cambio rotundo, y para las familias que tienen chicos la preocupación, y también el gasto ha sido bastante elevado porque si bien el juez de Jáchal había determinado que la empresa repartiera agua gratuitamente a los departamentos de Iglesia y Jáchal, esta es insuficiente porque fue por solo cinco días. El juez ya ha levantado esta medida. La gente está muy preocupada, con mucho miedo, obviamente que del otro lado nos están tratando de alarmistas, de extremistas, de mil cosas, de irresponsables por provocar que el turismo esté cancelando plazas tanto en Jáchal como en Iglesia. Nos están responsabilizando también de que en el futuro los productos jachaleros no van a ser requeridos por el mercado y no es así, la gente no está viendo que esto lo ha provocado la minera en complicidad con el gobierno que son los absolutos responsables de que hoy nosotros estemos en esta situación”.
El juez de Jáchal, Pablo Oritja, no solo resolvió dejar de entregar agua potable a los vecinos, sino que además el jueves 24 de setiembre (un día después de la entrevista con Silvina de los Santos) levantó la suspensión de actividades de Veladero por lo que el emprendimiento volverá a funcionar.
Al ser consultada acerca de cómo se abastece la población jachalera de agua potable, la asambleísta detalló: “algunos están comprando lo que pueden, porque obviamente está difícil conseguir agua,. No puedo hablar de desabastecimiento porque se consigue, pero es como que la están regulando. Por otro lado, la asamblea ha recibido donaciones de distintos lugares de San Juan, también de La Rioja, sabemos que hay una cruzada que viene desde Esquel, Bariloche, Mendoza y otras ciudades para Jáchal. Tenemos algo de agua pero obviamente que no la suficiente para toda la población. Estamos regulando para aquellas personas con problemas de salud, grupos de riesgo, niños, pero la asamblea no se puede hacer cargo de la distribución o compra de agua porque somos ciudadanos comunes. Jáchal es un pueblo que no es pobre pero es de mediana posibilidad económica, acá no hay gente que tenga mansiones, ni viva en countries, la mayoría somos empleados estatales, pequeños productores, tenemos sueldo con tope, yo soy docente por ejemplo, vivo en una casa como cualquiera de Jáchal, hecha de adobe como antes, de barro, techo de palo y caña. Jáchal es un pueblo tranquilo de construcciones bastante antiguas y tenemos un pasar mediano, pero no nos podemos hacer cargo de una situación cuando no somos los que la hemos provocado. Igualmente somos solidarios y lo que nos ha llegado no lo está usando la asamblea, sino que se lo estamos dando a los grupos de riesgo para que de esta manera las familias más carenciadas puedan tener el agua”. 
En el centro de Jáchal viven aproximadamente 10.000 personas, y en todo el departamento suman unos 24.000 habitantes.

Responsabilidad política

La Retaguardia le preguntó Silvina de los Santos cómo se manejaba en este momento de crisis, a partir del derrame de agua cianurada, las diferentes pertenencias partidarias entre los vecinos: “puedo hablar de una gran movilización y convocatoria para decirle no al derrame de la mina de más de 7.000 personas en la calle que fue el viernes 18 de setiembre. 7.000 personas en la calle es una barbaridad, y en ese sentido puedo asegurar que hubo gente con diversidad de pensamiento político; ahora el tema es que hace poco en las PASO, el Frente para la Victoria y las líneas del PJ ganaron en Jáchal con el 70% de los votos y en San Juan el candidato de (José Luis) Gioja ganó por varios cuerpos. Esto es lo que a ellos les ha estado dando siempre el aval para seguir trabajando con estos proyectos, pero lo que pasa, y hay que hacer escuela con esto, es que cuando uno va a votar no vota a una persona, vota al proyecto y ahí es donde creo que hay que apuntar para que la gente empiece a votar los proyectos. Si 7.000 personas estuvieron en la calle yo creo que eso se debería notar en las elecciones. Esa es mi consideración personal, no la de la asamblea”.
Los vecinos de Jáchal marcharán en caravana este viernes 25 de setiembre a la ciudad de San Juan donde se hará un acto. De los Santos explicó que la consigna de la movilización es que “cierren, remedien y se vayan”. “Vamos por la prohibición de la megaminería a cielo abierto con la utilización de cianuro en todo el territorio sanjuanino –continuó–, vamos a manifestar el repudio a lo que ha pasado, a la mentira, no solo contra la empresa sino contra quien es el principal responsable de que esta minera esté en nuestro territorio que es el gobernador José Luis Gioja, que ni siquiera ha tenido la amabilidad de venir a nuestro pueblo a darnos una explicación solo se comunicó vía telefónica con un medio radial local, con Radio Nacional, excusándose de porqué no nos había advertido, diciendo que su gabinete el día domingo estaba descansando, que tiene familia, pero no es una excusa, era muy fácil alertar a través de los medios de comunicación aunque no podía venir, por lo menos para que nos dé la oportunidad, la opción de elegir si nos queremos quedar o nos queremos ir. Si me quiero ir, bueno me voy; pero si me quiero quedar ¿qué hago? ¿tomo agua de la canilla?, ¿compro? Puedo, no puedo, pero no nos dieron la opción, nos faltó el respeto, no tuvo ninguna consideración con el pueblo jachalero que él dice que quiere tanto porque vivió unos pocos años cuando era niño en Jáchal y se tilda de jachalero, pero yo digo que no lo es, yo digo que no es de este planeta porque cualquier humano con buena leche no hubiera permitido lo que él ha permitido para ‘su pueblo’”.

Medios y futuro

Vale detenerse en el modo en que los medios nacionales han tomado la noticia del derrame del emprendimiento minero Veladero. En diarios como La Nación se ha informado sin dar cuenta de opiniones o editorializaciones, publicando puntualmente los comunicados de la Barrick Gold. Por su parte, dieron mayor importancia al informe oficial que indicaba que no había contaminación en el Río Jáchal, que a la noticia del derrame. Cabe pensar que si el derrame hubiera ocurrido hace 10 años, seguramente hubiese sido tapa de más de una edición de Página 12, por ejemplo. En cuanto a la conducta de los medios locales, De los Santos expresó: “escuchan  y dan micrófono a todos. Acá hay una emisora de Radio Nacional en donde se escuchan todas las voces y también hay otros medios locales, de tirada departamental, y también lo hacen. Solo hay una emisora que no da mucha información pero por suerte es la que tiene menor audiencia”.
Hacia el final de la entrevista con La Retaguardia, Silvina de los Santos reflexionó sobre la importancia de la lucha antiminera no solo para el presente, sino también el futuro: “a veces lo que ocurre en el interior del interior del país no se sabe y nosotros somos el interior del interior porque nuestro pueblo está muy lejos de casi todo, y lo que tenemos más próximo es la cordillera que es lo que más amamos, que es lo que nosotros vemos en tanto salimos a la puerta de la casa. Yo no veo Veladero y capaz que ese es el motivo, ‘ojos que no ven, corazón que no sienten’, por el cual no pudimos en su momento frenar esta actividad, que no entraran. No tuvimos la suerte de Esquel, allí veían en el fondo de sus casas a los camiones fuera de ruta y la actividad que hacía la minería y eso fue muy movilizante para ese pueblo, más allá de todo lo que la asamblea de Esquel hizo para no dejarlos pasar. Nosotros no tuvimos esa suerte pero creo que vamos a lograr que este tipo de minería salga de nuestro pueblo y no sé qué vamos a hacer con la bomba química que nos están dejando, pero estoy segura que todos los jachaleros vamos a poner el cuerpo para que en un futuro podamos mirar de frente a nuestros hijos y no tener que pedirles perdón por la mierda que les dejamos, tengo esperanza de que eso no va a ocurrir, que lo vamos a lograr y que esto va a pasar”.
Hoy la Asamblea Jáchal No Se Toca y la Asamblea Sanjuanina Contra la Contaminación y el Saqueo convocan a una movilización y caravana que comenzará a las 18 en la rotonda de Albardon. Desde allí se marchará hasta la Plaza 25 de Mayo de la capital provincial donde a partir de las 20 se hará el acto central para exigir el cierre, la remediación y la prohibición de la megaminería en San Juan.

0 comentarios:

Publicar un comentario