12 sept. 2016


El sábado 3/9 se llevó a cabo una jornada cultural de reclamo en Venezuela 3269 donde se encuentra un edificio ocioso perteneciente al Ministerio de Educación porteño, que cuenta con partida presupuestaria asignada para la construcción de una nueva Escuela Infantil. Estefanía Barone, docente y militante de la Corriente Popular Juana Azurduy, y Patricia Pines, madre integrante de grupo autoconvocado, brindaron sus testimonios durante la cobertura realizada por el programa radial Tengo Una Idea. (Por La Retaguardia)

Foto de Sebastian Andrade

Organizaciones y grupos autoconvocados piensan propuestas para garantizar el acceso al sistema educativo que el Estado no resuelve. La Jornada del sábado 3/9 integró dos reclamos: el intento de cierre del Jardín Nº 6, del distrito Nº 6, anunciado por el gobierno porteño en el medio de reclamos por resolución de los graves problemas edilicios y funcionales de larga data, y la concreción de plan de obras para la construcción de una nueva escuela en el barrio de Balvanera. "A las 15 hicimos un abrazo en el Jardín Nº 6 del Hospital Ramos Mejía -declaró Estefanía Barone, docente y militante de 'la Juana'-  y acompañamos también el reclamo de los trabajadores del Jardín, que funciona al interior del nosocomio. El Gobierno de la Ciudad intenta cerrarlo y trasladar sus salas al edificio de Venezuela 3269", galpón sobre el que pesa un reclamo desde hace tres años, iniciado por grupos de madres, padres y docentes quienes ante la gravedad edilicia y problemas con las faltas de vacantes en determinadas zonas de la Ciudad, comenzaron un relevamiento puerta a puerta hasta dar con la existencia de éste y otros edificios ociosos.
"La organizamos como Jornada Cultural porque lo que estamos pidiendo es justamente educación digna para todos los chicos y que se construyan escuelas. Entre batucadas y carteles salimos de la puerta del Jardín Nº 6 y nos trasladamos a la puerta de Venezuela 3269", en cuyo frente realizaron un mural colectivo el 25 de junio pasado y en esta fría tarde "disfrutamos del espectáculo de títeres, con narradora, actos de magia y una merienda con chocolate y pastelitos para paliar el clima", dijo Barone.
"De ninguna manera estamos avalando el cierre de una Escuela Infantil -aclaró la docente-, sino que pedimos que en este edificio ocioso se construya una nueva. En simultáneo estamos pidiendo la ampliación de presupuesto -para el Jardín Nº6- y designación para las mejoras edilicias y la construcción de una escalera de emergencia, porque las condiciones en las que enseñan las docentes, como la forma en las que los chicos aprenden no son las adecuadas, con -por ejemplo-, salas en el 2do piso. Pero reiteramos -señaló la docente- que no avalamos su cierre o traslado, sino reclamamos designación de presupuesto para mejorarlo. A ello sumamos la necesidad de construir una Escuela Infantil que dé 400 nuevas vacantes al barrio".

Falta de vacantes y resistencias

"Este año tenemos el reconocimiento por parte del Gobierno porteño de 11 mil chicos y chicas que se quedaron sin su vacante en la Escuela Pública, lamentablemente esto no es novedad -explicó Barone. En 2014, con la implementación de la inscripción on line, quedó expuesta esta problemática que viene de hace años. Hace más de 8 años que el PRO está en la Ciudad, desde aquel momento tenemos 850 millones de pesos subejecutados, es decir, estaban presupuestados dentro del destinado a Educación y no fueron utilizados. Cifra que equivaldría la construcción de 127 Jardines. No sé si esa cantidad resolvería las 11 mil vacantes que faltan, pero sí podríamos hablar de otro panorama. Las actuales políticas están claramente vaciando la Educación Pública; no construyendo escuelas infantiles, ni escuelas primarias, ni secundarias; ello no sólo afecta a la zona Sur de la Ciudad, donde el problema estás más profundizado, sino a toda la Ciudad", dijo la docente.
Tal como se hizo por la Escuela Recuperada Fuentealba, el espacio es abierto y lo integran "familias, vecinos, trabajadores del Hospital, organizaciones sociales, sindicato Ademys, actualmente, y otros gremios que han acompañado anteriormente también. Este espacio es autoconvocado, con un espíriu bastante amplio. Es lo que se necesita, porque si no es muy difcícil torcerle el brazo a las políticas macristas de vaciamiento de la Escuela Pública, así que sí, somos muchos los que nos organizamos para decir que no vamos a bajar los brazos hasta que aquí no haya una Escuela Infantil que brinde 400 vacantes al barrio".
Patricia Pines, activa mamá integrante del grupo que convocó a esta jornada, fue "afectada por la primera inscripción on line -explicó-, finalmente obtuve vacante en el jardín Nº 6 DE 6 del Ramos Mejía. Cuando ingreso a Sala de 1, me entero de que allí habían 40 niños inscriptos. La maestra estaba desbordada. Comienza entonces un recorrido de reclamos por la cuestión de infraestructura y hacinamiento que había en ese Jardín; hacemos la denuncia en la Defensoría del Pueblo, en donde elaboran un informe bastante extenso con la enumeración de las distintas cuestiones referidas a inseguridad, como la falta de escalera de emergencia. A partir de ello y el contacto con los vecinos, surge la posibilidad de reclamar este edificio ocioso, que por sus grandes dimensiones y viendo la fachada, estimamos que podría brindar alrededor de 400 vacantes de nivel inicial. Hace tres años iniciamos el reclamo y solicitamos que se otorgue presupuesto para la construcción allí de una Escuela Infantil de jornada extendida, y recién éste logramos que sea asignada una partida presupuestaria extraordinaria, pero al día de hoy no se hizo ni la licitación ni se comenzó la obra. Sabemos que si se llega a fin de año en la misma situación, el presupuesto queda subejecutado y se pierde", aseguró la mamá.
"Por ello estamos en esta actividad, y hace dos meses hicimos el mural colectivo para visualizar y que los vecinos sepan de la existencia de esta posibilidad, con un proyecto de ley en la Legislatura y presupuesto asignado, y se sumen al reclamo".

Jornada Extensiva: paliativos estatales

"Desde Educacion reconocieron que son 17 mil los afectados por año -expresó Pines-; en marzo de este año había 11 mil afectados sin vacantes. Nosotros realizamos relevamientos precarios hechos por las mamás y distintas agrupaciones docentes, según los cuales constatamos a cientos de familias con problemas, muchas de ellas con niños de primer grado sin vacante. Ahora están intentando implementar esta novedad de la "jornada extensiva" como pretenden llamarla ellos, pero no es más que hacer entrar intereses privados a las públicas porque son convenios que establecen con clubes, iglesias, y algunas instituciones privadas para extender la jornada. Es decir, los alumnos que van media jornada TT, extienden la jornada al TM, pero en vez de ir a la escuela, con actividades propias, pedagógicas y funcionalidad de enseñanza y aprendizaje, van a estas instituciones. Aunque no sabemos a cargo de quién van a estar, pero creemos que seguramente serán contratados por esos mismos lugares, no por el Ministerio de Educación, como tampoco serán docentes. Nosotros decimos que sean cuales fueren esos recursos puestos al servicio de esta implementación, deberían estar destinados a construir escuelas de jornada completa si es lo que la comunidad en este momento necesita", aseguró Pines.

Estrategias y organización

"Es importante informar a las familias sobre la necesidad de hacer los reclamos formales porque la Constitución de la Ciudad, en su artículo 24, garantiza que desde los 45 días el Estado tiene que hacerse responsable de otorgar vacantes hasta el resto de la escolaridad -aseguró Pines-. Cuando van a hacer la preinscripción, las familias suelen encontrarse con el discuso de que sólo 4 y 5 son las obligatorias, y esto es mentira. Es obligatorio para las familias, pero el Estado tiene la obligación de cumplir desde los 45 días de edad. Por ello deben estar concientizadas para que en el momento de recibir esta respuesta negativa, puedan realizar un recurso de amparo y el reclamo formal en Ministerio". Ante la desorganización e inacción estatal, las redes sociales cumplen un rol importante en manos de los grupos autoorganizados, quienes suman reclamos a través de ellas y terminan siendo un marco de contención al momento de iniciar los angustiosos trámites de búsqueda de vacante. "Hay grupos como Vacantes para Todos en las Escuelas Públicas, o No a la Inscripción On Line -continuó Pines-. Allí te encontrás con madres desesperadas; en muchos casos deben renunciar a sus empleos, o contratar a alguien para que se quede en su casa; o bien, empezar a pagar una escuela privada, lo que implica el 50%, 70% o 100% de su sueldo. A mí me ocurrió que con la situación del 'Ramos' terminé cambiando a mi hijo a otro Jardín porque allí la situación era insostenible; pero tuve que renunciar a un cargo titular, soy docente, mis padres fallecieron, no tengo quien me ayude con la crianza".
Las consecuencias en la vida familiar "son variadas, está quien renuncia a su trabajo; o quien se queda sin escolarizar, con algún familiar que pueda darle una mano, pero no es la idea. La escolaridad del nivel inicial y fundamentalmente nivel primario implica cientos de casos sólo en el distrito 19 que no pueden entrar a 1º grado; el 19 es el distrito de mayor recaudación de la Ciudad. Tratemos de dimensionar qué puede llegar a sentir una familia, y muchas de ellas son vulnerables con muy bajos recursos, y con poca o ninguna posibilidad de reclamar como lo podemos tener nosotras", agregó la mamá.

La Justicia también es cómplice

"Todos los febrero, distintas agrupaciones y docentes recorremos los distritos para recabar información, e intentamos orientar a las familias para que hagan sus reclamos, pero es muy angustiante. Y también es muy angustiante cuando te asignan una escuela que vos no elegiste. Hay casos de familias radicadas en Caballito, y la vacante asignada está en Núñez -contó Pines. La Justicia de algún modo termina siendo cómplice del Gobierno porque la respuesta al recurso de amparo es que ya tenés vacante, pero es mentira porque no podés sostener una vacante a una hora de distancia. Hubo casos en los que asignaron a dos hermanos en escuelas diferentes y el mismo horario. De lo ridículo, parece hecho a propósito. Nosotros decimos que hay una intencionalidad política: la de ahogar a la Educación Pública y llevar estos recursos a la Educación Privada", sentenció Pines.

La lucha sigue y va en aumento

"Esta iniciativa se quiere replicar en distintos espacios ociosos que hay en la Ciudad -definió Barone-, tenemos relevados más de 20; por lo tanto al Ministerio de Educación y el Gobierno porteño sólo les queda ponerse a trabajar en el plan de obra y en la construcción de escuelas infantiles o primarias en esos edificios que tiene vacíos", con el nombre Que florezcan escuelas en esta primavera se irán llevando a cabo distintas actividades en cada una de las direcciones relevadas, mientras las autoridades porteñas buscan paliativos sin solución, y los medios alternativos ponemos voz a quienes sí las dan.


0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada