2 nov. 2017




Se cumplieron 3 meses de la desaparición forzada y asesinato de Santiago Maldonado cuando escapaba de una represión ilegal de Gendarmería en la Pu Lof en resistencia Cushamen. Según testigos, la última vez que se lo vio a Santiago, Gendarmería lo cargaba en una camioneta. 77 días después apareció muerto en un sector del río donde el juez Guido Otranto, que tuvo que apartarse de la causa, ya había realizado rastrillajes. En todo el país se realizaron marchas pidiendo verdad y justicia, responsabilizando al gobierno. En el exterior el reclamo fue el mismo. En Londres, Nora Cortiñas de Madres de Plaza de Mayo Línea Fundadora, realizó una vigilia frente a la embajada. Aquí nuestra cobertura de la multitudinaria jornada de ayer en la Plaza de Mayo, con fotografías de Agustina Salinas, más entrevistas y videos de Fernando Tebele (Por La Retaguardia)



Una semana antes de la marcha, el Juez Federal Marcelo Martinez de Giorgi procesó a 22 de los 31 detenidos en la razzia policial  tras la primera marcha por Santiago.  Ademas les dictó embargos millonarios. Entre los procesados hay trabajadores de prensa, incluyendo a dos integrantes de la Red Nacional de Medios Alternativos.
En la semana de la marcha, el diario La Nación en un editorial titulado “Las cosas por su nombre” dice que corresponde pedirle perdón a Gendarmería por la desaparición de Santiago. Sostiene que los mapuches están claramente inflitrados “por corrientes subversivas”. Asegura que Santiago murió ahogado o por hipotermia al tratar de cruzar el rio y que los mapuches lo sabían: “Todo su grupo lo sabía, pero guardó el secreto y elaboró la versión y el testimonio de su apresamiento por parte de la Gendarmería, cumpliendo con quienes armaron el libreto de la desaparición forzada”. En el editorial también se ataca a la familia, puntualmente a Sergio. El presidente Mauricio Macri brindó una entrevista a ese mismo diario un dia antes de la marcha. La línea de pensamiento del editorial y la del presidente, van por carriles muy parecidos, tanto que es dificil saber a quién se le ocurrió primero. Si nos atenemos a las fechas, el editorial fue antes.
Macri elaboró una serie de imprecisiones y otras definiciones difíciles de calificar. El primer día le dijo a “todo su gobierno” que hay que poner la verdad sobre la mesa. Todo su gobierno, según su propia explicación, serían Marcos Peña, Patricia Bullrich y Germán Garavano, pero no queda claro que día es ese primer día que dice. Todos los mencionados, más otros funcionarios de su gobierno, están imputados por el fiscal Federico Delgado en la causa que investiga el encubrimiento en la desaparicion de Santiago Maldonado, pero la causa duerme la siesta en la Cámara de Apelaciones. Macri responsabilizó a un conjunto de gente y organizaciones, que dice están del otro lado del Gobierno, y “empezaron a afirmar que había sido una desaparición con testigos que se demostraron que eran falsos”. Sin embargo, no hay testimonios falsos en la causa, que sigue caratulada como desaparición forzada.
También dijo que el gobierno fue prudente en el caso y que frente a esa prudencia, la otra parte, esa que esta del otro lado del gobierno, aparecía afirmando cosas y “como la lógica del sistema de comunicación es... aparece alguien y dice 'yo lo vi, y vi una camioneta y vi esto y vi lo otro'. Después, a las 48 horas, desaparece porque es inconsistente pero aparece otro y otro entonces, era como una avalancha. Una avalancha frente a nosotros”. Fue la familia de Santiago Maldonado la que tuvo que crear una página para desmentir todas las noticias falsas que se publicaron sobre el paradero de Santiago, que dirigentes y funcionarios del propio gobierno fogonearon permanentemente, llegando a su máxima expresión cuando Lilita Carrió afirmó que había un 20% de posibilidades de que Santiago estuviera en Chile “con el RIM”.
Antes de la imputación a los manifestantes, el editorial y la entrevista de La Nación, ocurrieron las elecciones legislativas. En ellas el Gobierno salió fortalecido. Así y todo, miles marchamos en todo el país pidiendo justicia y castigo a los culpables por la desaparición y asesinato de Santiago Maldonado.    



Sergio Maldonado 

“Para ser coherente con el pedido de prudencia con nuestra familia y como el informe definitivo de los resultados de la autopsia se encuentra en elaboración, no voy a decir nada sobre la investigación. Aunque parte de la sociedad, incluyendo medios de comunicación, quieran cerrar el caso de Santiago, olvidándose de todo lo que pasó en estos meses, del marco en el que ocurrieron los hechos, y que una fuerza de seguridad del Estado, en este caso Gendarmería, tiene que dar cuentas de su accionar”.
“No tenemos ni queremos equipos de asistentes para contar nuestra propia historia de dolor. Sabemos y aceptamos que eso nos coloca en franca desventaja con quienes  promovieron, armaron y ejecutaron un festival de canalladas, con un objeto turbio e inhumano, mintiendo impunemente sobre el caso, avalando teorías falsas y todo tipo de conjeturas. Aun así, no cuenten conmigo para sembrar odio y división en la sociedad, porque desde el comienzo nuestro único reclamo ha sido saber la verdad y obtener justicia. Sin distinciones partidarias ni especulaciones electorales, como quieren instalar”.



“Acompañamos el sufrimiento y queremos saber la verdad y que tengan justicia todas aquellas víctimas que han sido desaparecidas en democracia. Esta solidaridad nos reconcilia a cada minuto con los mejores valores del ser humano y nos abraza. Santiago era un pibe de paz, y en su memoria, una vez más, reclamamos saber qué le pasó y quiénes son los responsables de su muerte, de entorpecer, encubrir y desviar la investigación de su desaparición y su muerte. Hoy y cada día seguiremos firmes, pidiendo justicia por vos. Sólo así podrás y podremos descansar en paz”


Myriam Bregman, legisladora porteña electa FIT

"La presión que esta ejerciendo el poder ejecutivo sobre el poder judicial es enorme, sale el propio Mauricio Macri a tratar de salvar a la Gendarmería, así que es muy importante que sigamos en la calle. Si no estamos en la calle, no hay que descartar que esta causa termine en la impunidad, como han terminado tantas otras causas de violaciones a los Derechos Humanos en Argentina. Es muy importante volver a decir que la desaparición forzada es un método de las fuerzas armadas y de seguridad, de nadie más".

-La Retaguardia: ¿que opinás del rol de los medios tradicionales de comunicación?. Hubo un editorial de La Nación diciendo que deberíamos pedirle perdón a Gendarmería. 

-MB: Soy muy crítica del rol que están cumpliendo esos medios, creo que es ideológico pero también es económico. Los medios son grandes empresas y las empresas, con este gobierno, están recibiendo beneficios por todos lados. La reforma laboral es lo que los medios tanto esperaron. Trabajo precarizado, pasantías, todo lo que hace tiempo vienen reclamando, así que creo que hay un profundo compromiso ideológico con el gobierno.


José Schulman, Secretario General de la Liga Argentina por los Derechos del Hombre

"La jornada de hoy en todo el país es realmente clave para Argentina. No solo estamos marchando y exigiendo que se esclarezca el asesinato de Santiago Maldonado, la responsabilidad del Estado, de Gendarmería, del Gobienro, de Bullrich, creo que hay mucho más en juego, porque el gobierno ha decidido tratar a todos los que se le oponen como mentirosos y en ese esfuerzo se encamina a recuperar para ellos la historia del Terrorismo de Estado y de los asesinos. En estas jornadas tan difíciles también se va configurando un movimiento popular que va a resisitir y que va a luchar y se van configurando programas y discursos.

-LR: ¿Puede decirse que despues de las elecciones hubo una profundizacion de la presión de la prensa tradicional y el gobierno contra los organismos?

-JS: Sí, salvaje. Decidieron transformar la aparición del cuerpo en una descalificación del movimiento popular, contaron con la colaboracion gratuita o paga del juez Lleral, que rompió el acuerdo de no difundir las pericias parciales. La verdad debemos defenderla en la calle, no creo que el juez la defienda, en todo caso si hacemos algo grande terminara concediéndonos una parte.

-LR: Cada tanto hay una viralización de un texto de Whatsapp que dice que Macri, Garavano y Bullrich estan imputados en una causa.

-JS: Sí, es verdad. La causa esta abierta, Canicoba Corral produjo una discusión sobre la jurisdicción de donde se debe investigar, si acá o en Esquel. Y entonces fue a Cámara y la Cámara no decide y la causa esta suspendida en el aire. La Cámara no puede demorarlo más.


Pablo Pimentel, presidente de la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos-La Matanza

"Son 3 meses de mucha indignación.  A Santiago lo plantaron horas antes de aquel 17 de octubre, eso fue muy evidente porque ese lugar fue caminado por tres rastrillajes. Yo estuve ahí, aparece río arriba,...Conservado de la manera que estuvo conservado y con las palabras que dijo el Presidente, creo que estamos frente a una situación muy grave, ya está resuelto. El juez (Lleral) dijo no tiene marcas, no tiene golpes, no tiene balas, no tiene heridas de cuchillo. Se ahogó...

-LR: ¿cuanta similitudas hay con el caso de Luciano Arruga, no? 

-PP. Claro. Acá hay que decir que parezca un accidente, que se metió al río y se ahogó. Si aparece agua en los pulmones fue ahogado, hay que utilizar ese verbo. Para que el Estado de derecho sea sanado en Argentina tiene que haber verdadera justicia, se tiene que castigar a los responsables materiales de ese cuartel 35 de Gendarmería y a Pablo Noceti, que estuvo antes, durante y después. El Juez Guido Otranto debe ser juzgado,desde un primer momento estaba jugando para la estrategia del gobierno que era cubrir a la Gendarmería.

  
María del Carmen Verdú, Coordinadora contra la represión Policial e Institucional (Correpi)

"No fue un hecho aislado de un gendarme al que se le fue la mano, sino que fue el cumplimiento de un plan político que no tuvo como objetivo directo la persona de Santiago, que fue Santiago como pudo haber sido cualquier otro. Siempre es un plan político del gobierno de turno, en este caso además, explicitado y dirigido en el terreno por el segundo del ministerio de Seguridad, Pablo Noceti, que es la mano y los ojos de Patricia Bullrich, que a su vez es la mano de Macri en el área de represión, en el Ministerio de Seguridad. De ninguna manera podemos adminitir, como lo pretenden los medios del sistema, que nos vengan con el cuento del loquito suelto. Es una política de Estado y el gobierno es responsable.












0 comentarios:

Publicar un comentario