3 feb. 2018


Trabajadores y trabajadoras del Instituto Nacional de Tecnología Industrial continúan en el organismo reclamando la reincorporación de los 250 compañeros y compañeras despedidas. Allí estuvo Nazareno Roviello quien contactó a Giselle Santana, delegada de la junta interna del INTI, que pudo conservar su puesto de trabajo. Santana habló con Fernando Tebele en el programa radial La Retaguardia y contó cómo seguirá su plan de lucha. (Por La Retaguardia)

Foto: po.org.ar

Como pudo averiguar Roviello, los trabajadores y trabajadoras del INTI votaron en asamblea un paro de 48 horas mientras que las autoridades del organismo decretaron asueto durante toda la semana. Giselle Santana, quien no pudo ser despedida por su afiliación gremial, explicó esta decisión de los y las compañeras y aclaró que están realizando una permanencia en sus respectivos puestos de trabajo, no una toma del lugar: “Yo zafé porque soy delegada de la junta interna. Despidieron a los delegados y delegadas que Modernización impugnó en nuestras últimas elecciones. Modernización no es el órgano de aplicación, es el Ministerio de Trabajo. Modernización es la patronal y puede impugnar una elección. Eso no significa que los delegados no estén reconocidos o pierdan la tutela sindical. No están respetando la Constitución ni los derechos que los trabajadores tenemos a organizarnos. Votamos un paro de 48 horas porque las autoridades han decidido un asueto para toda esta semana. Un lockout. El paro lo está haciendo la patronal. No estamos en una toma. Esto es una permanencia en el organismo. Estamos en asamblea permanente en nuestro puesto de trabajo. Lo aclaramos porque justamente las autoridades están denunciando que nosotros estamos tomando el organismo. Intentaron pedir en el juzgado de San Martín una orden de desalojo que la jueza (Martina) Forns les negó. Vino al lugar, estuvieron viendo todo. Nosotros de ninguna manera impedimos el acceso de nadie y no impedimos que nadie que quiera trabajar lo haga. Simplemente estamos permaneciendo acá y esperando una respuesta. Ellos decidieron cerrar el INTI con un asueto”, manifestó la trabajadora.
Durante los primeros años de la gestión macrista, el INTI no había sufrido despidos de trabajadoras o trabajadores ni ajustes en sus salarios. Ahora, instaladas con más fuerza (y balas) las políticas neoliberales las cosas son diferentes: “Echaron a 250 compañeros y compañeras. Es la primera vez en el INTI. Es un organismo que tiene mucha tradición de lucha y una organización sindical muy importante. Me da la impresión que entraron con cierto cuidado a conocer un poco el terreno. Durante los dos primeros años de gestión no hubo despidos. Tampoco hubo ajuste en nuestros salarios. Recién en el año 2017 fue cuando empezó el ajuste, el vaciamiento, la persecución sindical y ahora este ataque de 250 despidos. Pensamos que pueden ser muchos más. La idea es hacer una profunda restructuración del organismo y eso va a implicar el despido de cientos de compañeros y compañeras más”, advirtió Santana en comunicación con Radio La Retaguardia.

Ver el INTI para ver el país que viene

Existe una teoría que lleva a una frase más o menos así: Dime qué INTI tienes y te diré qué país quieres. Entonces, es importante recordar que Enrique Martínez estuvo durante muchos años a cargo del Instituo. Que su política estaba orientada a que el organismo proveyera de tecnología y recursos a la economía solidaria y social. También vale recordar que un día, también durante el gobierno anterior. le dijeron que se fuera porque el INTI no podía estar al servicio de esas pequeñas empresas cooperativizadas. Ahora, como con casi todo, la cuestión es más feroz. Entonces el INTI sirve cada vez menos. Estos despidos en el INTI parecen seguir un orden de país donde la industria nacional no es importante y la apertura de las importaciones es el modelo económico privilegiado por el gobierno: “Este ataque al INTI tiene una lógica. En un modelo de país donde lo que prima es la bicicleta financiera y la apertura indiscriminada de las importaciones, el INTI no tiene razón de ser porque no hay una política de industrialización. Nuestro sentido de existir es ese. Fomentar el desarrollo de la industria nacional, sobre todo de la pequeña y mediana empresa. Si a la pequeña y mediana empresa se la viene atacando desde distintos frentes, abriendo las importaciones, con los tarifazos y distintas medidas que el Gobierno viene tomando, qué sentido tendría invertir y promover el papel del INTI. El lugar que nos toca es el de controlar muy seriamente a las empresas para que los mecanismos de producción cumplan con todas las normas de calidad y la gente pueda consumir estos productos con total seguridad. Cuando vos estás de un lado y del otro del mostrador lo que menos querés son controles. Claramente, en el modelo de país del macrismo el INTI no tiene razón de existir”, argumentó Santana.

Funciones del INTI

Santana repasó algunas de las responsabilidades y parte del trabajo que hacen quienes están dentro del organismo: “El INTI es metrología legal. Nosotros somos los custodios de los patrones nacionales de medida. El INTI es el que certifica que un kilo es un kilo, un litro es un litro y que un metro es un metro. Ensayamos los elementos de medición en todo el país. Eso tiene impacto desde la balanza de supermercado donde pesás las papas hasta las grandes balanzas de los puertos de donde sale la exportación agropecuaria. Tenemos un área que ayuda a mejorar las condiciones de vida de personas con discapacidad: Se generó una aplicación para que las personas no videntes pudieran leer la denominación de los billetes. En el centro de plásticos, certificamos que los juguetes, las mamaderas y los chupetes no tengan ningún elemento tóxico ni nocivo para la salud de niños y niñas. Tenemos centros donde se analizan los preservativos o los guantes de látex que se utilizan en las intervenciones quirúrgicas. La mayoría de productos que existen para celíacos fueron desarrollados en la planta piloto del centro de agro alimentos. El INTI es un organismo vital para la población. Nosotros le damos garantía. Cumplimos un rol importante. Esto es con lo que quieren terminar. No solamente vulnerar nuestro derecho a trabajar sino el derecho de la población a consumir de forma segura”, planteó la delegada que, por último, aseguró: “Los trabajadores y trabajadoras del INTI vamos a pelear hasta que el último de los compañeros esté adentro”, expresó.


DESCARGAR

0 comentarios:

Publicar un comentario