12 sept. 2018

La lucha por justicia ante el asesinato de sus hijos las unió para organizar también la solidaridad barrial. En un acto en La Boca, las madres de Nehuen Rodríguez, Lucas Cabello y Juan Pablo Kukok anunciaron la creación de un comedor popular, que abrirá sus puertas el próximo lunes 17 de septiembre en Palos y Pinzón. (Por Colectivo Medios Populares*)

El dolor y la lucha unen. Ante el abismo de la muerte que nos enfrenta, ante la violencia que el Estado nos impone, se encuentra en la unidad la manera de enfrentar esta injusticia que nos rodea. Así lo entendieron una vez más Roxana Cainzos, Ivonne Kukok y Carolina Vila; madres que perdieron a sus hijos a manos de las fuerzas represivas, y que hoy anuncian un comedor popular para ayudar al barrio.


“Lo más triste es la pérdida de un hijo, por eso nos organizamos y salimos a la calle”, dijo Roxana al inicio, hablando por ella y por todas las madres. “Logramos de esta manera, convertir el dolor en lucha", explicó.


Pero no estuvieron solas (nunca lo están) para este anuncio que hoy realizaron, y que no fue el único de la tarde en el local del Frente Popular Darío Santillán. Estuvo Alberto Santillán, padre de Darío, asesinado en el Puente Pueyrredón hace 16 años; Emilia Vasallo, madre del Paly Alcorta asesinado en 2013 por un policía de la Provincia de Buenos Aires en 2013; y Camila, hermana de Diego Núñez, vecino de La Boca que fue asesinado por un policía de Interpol el 12 de abril de 2012, el mismo día de su cumpleaños.


"Si Darío estuviera vivo estaría acá con ustedes, con estas madres, para ser lo que él fue hay que tener mucho amor, porque sino no podes estar del lado de los que menos tienen", indicó Alberto Santillán. "La justicia se consigue en la calle, si esperamos algo del Poder Judicial o de los políticos estamos jodidos", agregó.


Por su parte Emilia Vasallo señaló que “acá estamos con mis compañeras de lucha, no nos vamos a dejar ningunear, a nosotros no nos importa si nuestro hijo estaba robando o no, porque la pena de muerte no existe en la Argentina”. Y agregó: "le decía a Ivonne que si no quería contar cómo fue el caso de Juan Pablo no lo haga, porque nos pasa que cuando volvemos a contar nos duele porque sentimos que retrocedemos un poco”.
"Todos sabemos lo que le pasó a Juan Pablo y por qué estamos acá. Chocobar no es un trabajador, es un represor”, agregó Emilia. Y finalizó alertando por presente que transitamos: “Tenemos que estar atentos, porque ya sabemos que si hay hambre va haber represión”.


También fueron invitados Lito Borello, Secretario de DDHH de la CTEP y Dina Sánchez, referente del Frente Popular Darío Santillán quienes aportaron su mirada sobre el tema.
“El culpable de que pase esto es una sociedad injusta que expone a nuestros pibes y nuestras pibas todos los días”, dijo Lito Borello y agregó, “ Es cada vez más necesario y urgente construir otra sociedad donde nuestros pibes puedan tener realmente un futuro digno”.
Por su parte Dina Sánchez expresó, “Lo que nos une es la lucha, esa lucha por cambiar este sistema. Un sistema cruel donde siguen criminalizando y matando a nuestros pibes”.


El encuentro sirvió también para anunciar que tiene fecha el juicio que buscará lograr justicia para Lucas Cabello. Será el 7 de febrero del próximo año cuando de inicio, y allí se encuentra imputado el policía Ricardo Luis Gabriel Ayala. 


"Madres en lucha" es el nombre que eligieron Roxana Cainzos, Ivonne y Carolina para agruparse en La Boca. Será el nombre del merendero, y resume muy bien el espíritu que las une. Estas mujeres son un ejemplo para pensar este presente que atravesamos, y que impulsa más que nunca a coordinar esfuerzos contra el ajuste y la represión que intentan imponernos.




*Radio Gráfica, FM Riachuelo, La Retaguardia, Sur Capitalino, FM La Caterva, Agencia Paco Urondo.

0 comentarios:

Publicar un comentario