5 sept. 2018

El programa Jóvenes y Memoria, que desde 2011 reúne escuelas de la provincia, la Ciudad de Buenos Aires y de todo el país en el centro turístico de Chapadmalal, está siendo afectado por reducciones presupuestarias en lo referido a los pasajes, el alojamiento y las comidas para quienes participan del proyecto. Franco, un alumno del Lengüitas que participa del programa, habló con Carlos Morchio, Nicolás Rosales y Graciela Carballo en el programa Tengo Una Idea que emite Radio La Retaguardia y contó cómo los afectan estos recortes. (Por La Retaguardia)

Franco es alumno de la Escuela Normal Superior en Lenguas Vivas Sofía E. Broquen de Spangenberg, conocido como 'el Lengüitas', y participa en los talleres del programa Jóvenes y Memoria desde hace cuatro años. Todos los años, escuelas de la Ciudad de Buenos Aires y del resto del país viajan hacia la localidad costera de Chapadmalal, provincia de Buenos Aires, para llevar a cabo el encuentro. En conversación con Graciela Carballo, Nicolás Rosales y Carlos Morchio en Radio La Retaguardia, contó acerca del desfinanciamiento que comenzó a fines del 2016 y hoy pone en peligro la continuidad del programa: “Hasta el año 2016 nunca había pasado nada. Siempre se pudo realizar el viaje sin inconvenientes. En noviembre del 2016 nos pasó que nos habían adelantado el viaje y, encima, nos habían recortado un día. En vez de 3, fueron 2 días. Ese fue el primer recorte importante. El año siguiente, no nos avisaron nada hasta dos días antes de viajar y una vez adentro de los micros estuvimos esperando durante cuatro horas a que el CNRT viniera a confirmar la salida del micro. No se hacía presente. Tuvimos que llamar un montón de veces hasta que alguien se dignó a contestar. Vino a las cuatro de la mañana a autorizar que el micro saliese. Además, una de las tandas de los chicos que viajaron se intoxicó con la comida que habían contratado. Eso tiene que ver con el desfinanciamiento”, comenzó enumerando Franco. “Este año, podría pasar que nos cobren el alquiler del hotel. Para mi colegio no sería un problema, pero se perdería la esencia del viaje en sí que es estar con todos los colegios que tienen el proyecto Jóvenes y Memorias. No sabemos ni siquiera si viajamos”, expresó el alumno.
Franco contó en qué consiste el programa Jóvenes y Memoria y la importancia que tiene para quienes participan de él: “Los primeros proyectos fueron en base a la dictadura y a alumnos desaparecidos de nuestro colegio. Es un proyecto de investigación en base a un tema que se elige democráticamente y en base a eso hacer un producto cultural de conocimiento público. En general, hacemos videos y el año pasado le sumamos una especie de obra de teatro. En 2017 participamos del 17° Festival Internacional de Derechos Humanos. Es un proyecto que te abre la cabeza. Se trabaja desde la total humildad. Estás con gente que no conocés, con la que podés pensar distinto, pero a la hora de trabajar tenés que estar unidos en eso. Sirve un montón. Al contrario de ser una especie de secta, cualquiera lo puede hacer. Siempre se puede sacar algo de otra persona y aprender de ella”, manifestó Franco y dio a conocer cuántos jóvenes participan del programa: “Por encuentro, éramos 150 colegios de la Ciudad de Buenos Aires y, aproximadamente, cuatro o cinco tandas por colegio”, dijo.
Un ejemplo de los proyectos que surgen en los programas es el que está llevando a cabo Franco con su escuela y espera poder culminar con el encuentro en Chapadmalal a fin de año: “Este año, lo que estamos trabajando tiene que ver con la construcción del sujeto de derecho político en Argentina y cómo siempre va a haber alguien que queda afuera. De la universalidad que hasta 1947 era masculina se pasó, gracias a la ley de aborto, a una universalidad total, pero aun así siempre queda gente afuera. Estamos viendo como se repiten esos elementos. Estamos haciendo entrevistas de carácter anónimo utilizando frases de 1912 o 1947 y poniendo en juego su actualidad, consultado a diferentes personas su opinión sobre esas frases y de cuándo piensan que son. Los resultados están buenísimos. Ayuda a darnos cuenta que la desmemoria está constantemente en la política y en todos los ambientes de nuestra vida”, explicó Franco en Tengo Una Idea.
El objetivo de quienes participan del programa es visibilizar estos problemas y demostrar la importancia del proyecto para los jóvenes: “Siempre tuvimos trabas por parte del Gobierno. Ahora también tenemos trabas por parte de las autoridades. Ahora estamos tratando de visibilizar el taller de Jóvenes y queremos contar nuestra situación. Ya hicimos un comunicado bastante extenso y vamos a armar un video. Queremos hacer intervenciones adentro del colegio”, cerró Franco.

0 comentarios:

Publicar un comentario