6 ene. 2019




Comienza un nuevo año pero para muchos todo sigue igual. Ese fue el motivo por el que las distintas agrupaciones que reclaman el cumplimiento de los derechos de la gente en situación de calle realizaron un nuevo encuentro con merienda. En esta ocasión la plaza porteña elegida fue en el barrio de Flores.  (Texto y fotos por Natalia Bernades para La Retaguardia)

Caminar las calles porteñas con los ojos abiertos es suficiente para saber que en el último año creció drásticamente la cantidad de personas que quedaron en la calle. Lo que no todos saben es que desde 2010 existe la Ley 3706 para dar protección y garantía integral de los derechos de las personas en situación de calle y en riesgo de estarlo. Pero el gobierno porteño no la cumple.



Según dicha ley, el gobierno debe garantizar la articulación de los servicios con el objetivo de la superación de la situación definida. Sin embargo, basta hablar un momento con la gente en situación de calle para saber que los paradores no funcionan las 24 horas. Que deben hacer cola desde las 15 porque no hay camas suficientes. Muchos quedan afuera y, para quienes logran ingresar, las condiciones y el trato son indignos. Afirman que quienes no tienen documento, lejos de ser asistidos para otorgarles uno, no se les permite el acceso. Quienes tienen subsidio habitacional denuncian demoras en los pagos que terminan ocasionando sus desalojos.



También denuncian que el único parador donde permiten ingreso de familias completas, está por cerrar. De ser así, estarían infringiendo la Ley 114 Artículo 26º Preservación del grupo familiar. La carencia o insuficiencia de recursos materiales del padre, madre o responsable no constituye causa para la separación de la niña, niño o adolescente de su grupo familiar.
Si algo queda de manifiesto en éstos encuentros es que esa gente, cada vez más visible en la ciudad, tiene bien en claro cuales son sus derechos y van a seguir organizados por su reclamo.



0 comentarios:

Publicar un comentario