26 dic. 2019



El gobernador de Mendoza, Rodolfo Suárez, anunció en una conferencia de prensa la suspensión de la reglamentación de la Ley 9209, que abre la puerta a la mineria a cielo abierto. Esos cambios a la ley 7722 permitían el uso de cianuro y otras sustancias contaminantes; por lo tanto, el ingreso de la megaminería. Las movilizaciones populares torcieron el poderoso brazo de las corporaciones mineras, pero las organizaciones permanecen en alerta, pidiendo la derogación de la ley. (Por La Retaguardia)



La ley 7722, que protegía el uso del agua en Mendoza hasta el viernes pasado, quedó remplazada por la 9209, cuando la legislatura provincial aprobó las reformas necesarias para permitir el ingreso de los proyectos de minería a cielo abierto.
Las reformas habían sido impulsadas por el gobernador Rodolfo Suárez apenas asumió, pero también por su antecesor, Alfredo Cornejo, antes de irse. En el caso de Cornejo, la movilización popular impidió su tratamiento; en el caso de Suárez, sí se aprobó el proyecto de modificación, pero las movilizaciones populares sostenidas durante varios días a pesar de varios episodios de represión, consiguieron hacer retroceder al gobernador, quien anunció hoy que suspendía la reglamentación de la nueva ley. Sin embargo, desde la provincia advierten que la ley sigue vigente y que la no reglamentación no impide su aplicación.
Las organizaciones ambientalistas advierten que no existe juridicamente el efecto de una "suspensión", sino que la única manera de que la ley quede inaplicable serían su derogación via legislatura, o su veto por parte del gobernador, lo que ya no puede hacer porque la promulgó rápidamente.

1 comentarios:

  1. Cuando la legislatura sancionó la ley 9209 el viernes pasado, el gobernador tenía dos caminos: la promulgación o el veto. El gobernador optó por promulgarla y la publicó en el boletin oficial el día martes 24. La leyes entran en vigencia desde su publicación en el Boletín oficial. Por lo tanto la ley 9209 ESTA VIGENTE. Lo que ha suspendido es la reglamentación de la ley que consiste en una facultad exclusiva del gobernador que a través de un decreto dispone como se ejecutará la aplicación de la ley. Lo único que nos queda es exigir que se trate un nuevo proyecto de ley en la legislatura que disponga la derogación de la ley 9209 y asi entre en vigencia nuevamente la 7722. No se puede vetar una ley vigente. Lo que ha intentado el gobernador es engañarnos con una explicación enredada

    ResponderEliminar