3 jul 2021



Es lo que estiman las organizaciones sociales que aún no han podido realizar un nuevo censo popular. Fabio Manupella, comunicador popular e integrante de la organización social Proyecto 7, dialogó con el programa radial La Retaguardia donde contó cómo observan el crecimiento de personas en este contexto. También denunció la falta de políticas públicas para paliar esta situación, entre ellas que no se montó un operativo de vacunación y que los paradores no dan abasto. 
(Por La Retaguardia)


🎤 Entrevista: Fernando Tebele/María Eugenia Otero

✍️ Redacción: Nicolás Rosales

💻 Edición: Pedro Ramírez Otero

📷 Foto de portada: Archivo Natalia Bernades/La Retaguardia



¿Cómo está la situación de la gente en situación de calle en comparación con el año pasado?

En este momento, según los resultados del censo oficial que hizo el Gobierno de la Ciudad dieron que hay 2 mil y un poco más de personas en esta situación. Casi un 30% más contra las más de 7 mil que se habían contado en el censo que hicieron las organizaciones sociales en 2019. O sea que estaríamos llegando a las 10 mil personas. Son familias que duermen en la calle. Y encima llega el frío, lo peor. Por otro lado, está el dispositivo BAP (Buenos Aires Presente), el Operativo frío, y los paradores, todo por la ley 3706 que según ellos no se los puede nombrar más así, sino Centros de Integración y que tienen que estar las 24 horas abiertos, disponibles todo el año. No se está cumpliendo. Según los compañeros y compañeras de calle el Operativo Frío no existe como tal, sino que te llevan a un parador el cual tenés que desalojar a las siete de la mañana. Para poder volver a entrar a las 19, haciendo cola. Hay compañeres y niñes que han muerto de frío, algo que no salió mucho en los medios de comunicación.

En este contexto, ¿cuál es el rol de las organizaciones sociales?

Nuestros centros de alojamiento tienen su capacidad agotada. Articulamos con otras organizaciones, con comedores. Estamos haciendo desayunos, hicimos una campaña: dimos mil desayunos en todo el país. Los medios del interior tomaron el tema.

¿En qué anda la posibilidad de un proyecto de ley que proteja desde el Estado a la gente en situación de calle?

Ojalá que llegue a Diputados y que se pueda votar. Y como el proyecto impulsado desde Proyecto 7 es de índole nacional, la Ciudad le guste o no lo va a tener que considerar y cumplir. Se luchó mucho para llegar al Congreso y que los diputados sepan lo que es vivir en la calle y todo lo que se sufre.

Por la pandemia, ¿notás algún cambio en gestos más solidarios en el común de la gente?

Hubo cambios para mal, a parte de la sociedad y de la dirigencia política se les cayó la careta. En general se cree que la persona que terminó en situación de calle fue porque tuvo problemas en la casa, o porque se separó del matrimonio, o por adicciones. Con el gobierno anterior creció mucho la cantidad en esta situación, pero porque la gente se quedó sin trabajo, o no le alcanzó la plata para pagar el alquiler. En realidad cualquier persona puede correr el riesgo de caer en la calle. Hay enfermeros, abogados, profesionales. Por otro lado hay que decir que se puede salir de esta situación, yo estuve 15 años así, todos los gobiernos me perjudicaron en todos los sentidos. Nosotros queremos salud y trabajo.

¿Qué pasó con la vacunación para la gente en situación de calle?

No vacunaron a gente en la calle, por una cuestión lógica cuando uno se vacuna puede llegar a levantar fiebre y tenés que estar en un hotel protegiéndote del frío y otras cuestiones. Lo que logramos desde Proyecto 7 son dos centros: uno para mujeres y trans, y el otro que es la parte logística de vacunación. Fue algo que hicimos nosotros. Así se vacunaron los compañeros del Monteagudo.

Por último, Manupella dijo “Uno se da cuenta que está en situación de calle en el momento en que levantás un tacho de basura y buscás algo para comer. Y entendés que en el sistema no existen políticas públicas para nosotros. Si no fuera por Horacio Ávila y por Proyecto 7 yo no podría estar hablando con ustedes. Y agregó: “Acuérdense: la calle no es un lugar para vivir, y mucho menos para morir”. 

0 comentarios:

Publicar un comentario